La vida es real sólo cuando Yo Soy; Gurdjieff.

CUARTO CAMINO Temas

 

LOS YOES
LA MULTIPLICIDAD DEL ESTADO DEL HOMBRE DORMIDO

LA MULTIPLICIDAD DEL ESTADO DEL HOMBRE DORMIDO

 

Ante todo, el hombre debe saber que él no es uno; él es muchos. No tiene un Yo permanente e inmutable. Él

es siempre diferente. En un momento es uno, en el siguiente momento es otro, en el tercer momento es un

tercero, y así sucesivamente, casi sin término.

La ilusión de unidad o unicidad se crea en el hombre, ante todo, por la sensación de un cuerpo físico, luego

por su nombre

 

 

, que en casos normales siempre sigue siendo el mismo, y tercero, por cierto número de hábitos

mecánicos que le son implantados por la educación o los adquiere por imitación. Al tener siempre las mismas

sensaciones físicas, al oír siempre el mismo nombre, y al notar en sí mismo los mismos hábitos e inclinaciones

que tenía antes, se cree ser siempre el mismo.

En realidad no hay unidad en el hombre y no hay un centro de control, ni un Yo permanente.

 

DEL  LIBRO LA POSIBLE EVOLUCION DEL HOMBRE DE P.OUSPENSKY

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s