La vida es real sólo cuando Yo Soy; Gurdjieff.

ENEAGRAMA DE LA PERSONALIDAD – ENEATIPOS

ENEAGRAMA DE LA PERSONALIDAD – ENEATIPOS

Personarte

Respuestas a preguntas frecuentes sobre
el Eneagrama de la personalidad

Comenzamos nuestro recorrido con el Eneagrama de la Personalidad haciendo algunas precisiones que consideramos necesarias para una mejor exposición de este tema:

1. ¿Enea qué?

Eneagrama: Figura de Nueve puntas.
Sistema o mapa de la Personalidad que distingue NUEVE patrones de caracter o estilos de personalidad básicos y sus interrelaciones.
2. ¿Para qué sirve?“Sólo es posible cambiar aquello que se conoce”El objetivo del Eneagrama apunta a que podamos conocernos lo más clara y nítidamente posible, para que, a través de nuestra aceptación y el reconocimiento de nuestras potencialidades y los aspectos que las opacan, podamos iniciar un camino de transformación y desarrollo individual. El Eneagrama nos permite conocer profundamente nuestro funcionamiento interno. Es un excelente método para que estemos más presentes y nos demos cuenta de qué está pasando dentro de nosotros y hacia donde nos están conduciendo nuestros automatismos.Reconociendo nuestro estilo de personalidad podemos comenzar a trabajar sobre nuestras debilidades, mecanismos defensivos y puntos ciegos, despejando el camino de nuestro desarrollo.

El Eneagrama de la Personalidad nos va a ayudar a comprender nuestra individualidad, como seres únicos que somos. Como seres sociales, nos va a ayudar a entender nuestros vínculos y las relaciones con otras personas y, si llevamos el proceso adecuado, nos va a ayudar a mejorar la comunicación y a fortalecer nuestros lazos con los demás.

Cada persona, debe observar  y reflexionar sobre sus características (eneatipo) para poder ir más allá de ellas, a lo que lo impulsa, a la fuerza básica del ser. Si tomamos conciencia tanto de nuestra compulsión como de nuestras estrategias defensivas tenemos mayor libertad personal para salir adelante y superarnos encontrando nuevas opciones para responder y manejar la vida.

3. ¿El Eneagrama de la Personalidad es para todos?El Eneagrama de la Personalidad siendo un camino individual funciona en aquellas personas que desean hacer algún cambio en sí mismas, que se cuestionan su propia experiencia o que buscan encontrar el núcleo central del profundo significado de la vida.
4. ¿Existe alguna edad recomendada para trabajar con este sistema?
5. ¿Qué es un Eneatipo?Si bien cada uno de nosotros podemos considerarnos como un cóctel eneagramático o amalgama en el cual poseemos rasgos de todo el espectro del Eneagrama, también es cierto que en cada uno de nosotros hay una piedra angular, tendencia dominante o “piedra de toque” que determina nuestra cosmovisión o estrategia vital, es decir: para cada ser humano sobre el planeta existe un sólo Eneatipo básico, aunque lo exprese de manera muy particular y característica, de acuerdo a su respectiva individualidad.Nuestro Eneatipo deviene entonces tanto en nuestro talón de Aquiles como en nuestro demonio particular y al mismo tiempo se convierte también en la arcilla a trabajar y en el escultor que la talla.

Las personas con un mismo estilo de personalidad comparten unas estructuras básicas y unos supuestos centrales; estrategias y referencias subyacentes. Sin embargo, cada uno de ellos vivirá y expresará su estilo del Eneagrama de forma única. Aunque aquellos del mismo tipo comparten una pérdida de la misma calidad esencial, cada individuo tiene su propia y única manifestación del tipo. Este sistema del Eneagrama está diseñado para honrar esta individualidad y reconocer que cada ser humano es único e irrepetible.

El Eneagrama hace un llamado a evitar el uso de la información con fines de control o de manipulación hacia los demás. No se trata de ganar poderío u obtener control sobre otros, sino de comprender nuevos puntos de vista, cómo difieren ellos de la forma en que vemos la vida, y las dificultades que ellos experimentan o evitan como resultado de ver el mundo en la forma como lo hacen, es decir: permitirle al otro que me muestre su “verdad”, acceder a otras formas de comprender el mundo que me rodea, completarme y verdaderamente poder “ponerme en los zapatos del otro”; además de descubrir la parcialidad de mi “mapa de la realidad”.

6. ¿Cuál es el mejor Eneatipo?Tipo de personalidad según el Eneagrama. Término acuñado por el psicólogo y psiquiatra chileno Claudio Naranjo, una de la figuras más connotadas y sobresalientes en el estudio y desarrollo de este sistema
7. ¿Por dónde comenzar? ¿Cómo puedo conocer mi Eneatipo?Recomendamos trabajar el Eneagrama de la Personalidad dentro de un taller vivencial o un espacio terapéutico donde el terapeuta o facilitador apoye “procesos internos” y exista la posibilidad de que a través del trabajo realizado, se vivencien estados de mayor soltura, libertad; que se bajen los mecanismos de defensa y se experimente cómo es eso de no estar tan aprisionados en la estructura del estilo de personalidad
8. ¿Soy un Eneatipo X, qué Eneatipos se llevan mejor con el mío?Si tomamos con seriedad este trabajo nos damos cuenta que el sentido del mismo es recuperar la apertura, flexibilidad y espontaneidad y poder relacionarnos con los demás de forma fresca y clara utilizando todo aquello que no se ajusta con mi visión del mundo para crecer y madurar. De tal forma que, alguien que supuestamente trabaja con el Eneagrama de la Personalidad, podrá sostener relaciones más claras y transparentes con quien sea, independientemente del Eneatipo o cualquier otra etiqueta de ambos. El Eneatipo, propio o ajeno, no se convierte en una etiqueta más que nos limita y encierra más de lo que ya estamos, por el contrario, se vuelve una plataforma desde la cual, podemos ir poco a poco desprendiéndonos de cargas y equipaje innecesario. Y nos permite ver más allá de la conducta aparente.
9. ¿Y cuál sería el Eneatipo de mi pareja ideal?Cualquiera que le ame y le respete.

Si para algo sirve y debe servir el Eneagrama es para tener excelentes relaciones. Mas el enfoque a recomendar es: ¿qué HAGO YO con lo que descubro en mí -apoyado por la información del Eneagrama- y que me limita para relacionarme muy bien con CUALQUIER ser humano?

“Me gustaría decir que encontrar una pareja es tan sencillo como saber qué Eneatipo escoger. Pero sé que no es así. Mi mejor consejo es: aprende todo lo que puedas aprender sobre ti mismo y tu visión del mundo. Paso seguido, ¡aprende todo lo posible sobre visiones del mundo diferentes a la tuya! E intenta encontrar medios para comprender visiones más allá de las personales. Finalmente, busca a un ser humano evolucionado a quien te sientas atraído(a) y utiliza el Eneagrama para puedan comprenderse mutua y profundamente, y así fortalecer la relación entre ambos.”

Lynette Sheppard. The Everyday Enneagram (El Eneagrama de Cada Día), edición del 19 de septiembre de 2003 en http://www.9points.com

 

10. ¿Cómo le hago para ayudar a mis seres queridos o pareja con el Eneagrama?Nadie puede dar lo que no tiene aún.
11. ¿Qué movimientos representan las líneas internas del Eneagrama?Las líneas internas del Eneagrama representan los movimientos psicodinámicos que cada eneatipo puede seguir en situaciones de stress o bienestar.Las secuencias 1-4-2-8-5-7-1 y 9-6-3-9 corresponden a ladirección de desintegración, que es el comportamiento que podemos adoptar cuando ya hemos llegado al límite de nuestra estrategia básica y ésta no nos está rindiendo los frutos que nuestro ego requiere, en ese caso podemos adoptar la “camiseta” del siguiente eneatipo y realizar un viaje completo por cada uno de ellos, hasta estar de regreso una vez más en nuestro propio tipo.Por ejemplo, un Cuatro abrumado por su sensación de vacío emocional y la falta de receptividad o comprensión hacia él, puede llegar a estallar de forma muy melodramática, como un Dos, volviéndose muy dependiente y adulador intentando conseguir la atención que necesita; acto seguido se dedicará a exigir de forma directa y agresiva (Ocho) enroscándole a los demás lo mucho que han hecho por ellos y el poco afecto o reconocimiento que han recibido de vuelta, para más delante retirarse a su “cueva” (Cinco) a lamerse sus heridas y recrear en su mente la situación una y otra vez al mismo tiempo que se sumerge en el mar de sensaciones que esto le genera, para luego volverse autoindulgente (Siete) y permisivo, con licencia para hacer todo lo que se le ocurra -teniendo como mira exclusivamente su propio beneficio- para compensar esta sensación de desaliento y, finalmente encontrarse rumiando y despotricando contra todos y contra sí mismo en una áspera critica (Uno) para encontrarse de nueva cuenta con la melancolía y la sensación de desolación en su punto de partida (Cuatro).

Esta dirección supone situaciones, tanto internas como externas, de conflicto, desencuentros y crisis, en las cuales perdemos el control de nosotros mismos. Es así como progresivamente el Cuatro puede avanzar en la dirección 4-2-8-5-7-1-4 hasta retornar a su centro y este viaje puede hacerlo en tan sólo unas horas, días o semanas y forma parte del trabajo de auto-observación el comprender cómo opera está dinámica dentro de cada uno de nosotros.

Hasta aquí es lo que se conoce desde que Óscar Ichazo -el padre del protoanálisis- difundió su modelo humanístico, como el FLUJO INTERNO del Eneagrama, con las flechas que ilustra el diagrama adjunto. El flujo interno describe “la lógica” que sigue la psiquis humana en su deseo natural de conseguir el amor, según lo define, y defenderse del mundo (especialmente de los demás), según lo percibe. Y fundamentadas en este flujo hay profundas y muy interesantes propuestas de trabajo interior, desde las diferentes escuelas de Eneagrama y las visiones humanísticas de sus más connotados difusores.

Originada en la escuela católica de Chicago, existe la teoría Dinámica de la Integraciónque invierte este flujo. Según esa visión, que también usa D. Riso, si tomamos esta secuencia en el sentido contrario, es decir 1-7-5-8-2-4-1 y 6-9-3-6, hablamos deintegración o conjunto de rasgos que puede adoptar un eneatipo cuando se permite bajar sus mecanismos defensivos, cuando se encuentra confiado y fluye armónicamente con la vida, suele darse, aunque de forma temporal, en la etapa del enamoramiento por ejemplo, en la cual todo pareciera estar en su lugar y ser perfecto tal como es.

Por ejemplo, la salida sana del Cuatro es el eneatipo Uno o ser capaz de estar presentes en la realidad y comprometerse con ella abandonando fantasías e idealizaciones, actuando de forma organizada en vez de reaccionar de acuerdo a sus cambiantes estados de ánimo y centrándose en los valores positivos que toda experiencia conlleva.

12. ¿Qué son las alas?Las llamadas ALAS es la relación de contigüidad que existe entre el eneatipo principal y sus vecinos. En el caso del eneatipo Cuatro por ejemplo, no es lo mismo un Cuatro ala Tres orientado a mostrar una imagen exitosa, aristocrática o de elite y a lograr triunfos más evidentes a los ojos ajenos, que un Cuatro ala Cinco más encerrado en sí mismo y observador de la realidad; a menudo grandes iconoclastas de aguda percepción para destapar las incoherencias de la sociedad, pero sin lograr ir más allá de ella. Estas variaciones o matices de la estructura de personalidad, explican en alguna medida el por qué personas de un mismo eneatipo a simple vista parecen ser tan distintas en cuanto a su comportamiento. 
13. ¿Qué lectura sugieren para aprender más o iniciar conocimientos en el tema del Eneagrama de la Personalidad?
14. He leído varios libros, realizado varios tests y no logro identificarme… ¿Será que soy extra-terrestre?Puede ser, puede ser… no lo desestimemos del todo… Sin embargo el no poder identificarse plenamente podría deberse a varios aspectos, entre ellos:

  • Simple y llanamente inexperiencia.
  • Orientación externa con mucha dificultad para mirar qué sucede interiormente.
  • Poca o deficiente calidad o cantidad de información del Eneagrama, mal interpretación o lectura deficiente de los materiales.
  • Escasas oportunidades de cuestionar sus premisas básicas, una vida relativamente cómoda, anestesiada o con pocas exigencias.
  • Falta de costumbre para observar la propia conducta.
  • Mecanismo defensivo para no afrontar la carga de verse en un estilo y asumir la responsabilidad del cambio.
  • Haber trabajado o sanado muchos de los aspectos negativos que aparecen en las descripciones de los tipos.

En estos casos recomendamos la asistencia a un taller vivencial que utilice esta herramienta o trabajarla en terapia.

15. Tengo un poco de los nueve Eneatipos: ¿Son todos los que hay, no hay un Diez o un Once, es que no encajo en ninguno de ellos?

Externamente los seres humanos compartimos muchas actitudes y comportamientos y de alguna forma, mantenemos en nuestra personalidad rasgos de los nueve eneatipos. Sin embargo nuestra pasión y fijación dominantes son únicas.Dentro de un mismo Eneatipo existen muchos niveles que van desde lo más sano hasta los casos clínicos y patológicos, de tal forma que un mismo estilo de personalidad difiere mucho dependiendo del nivel de desarrollo donde se encuentre. Asimismo, existen diferencias entre los subtipos por cada eneatipo. Es decir que a veces hay que correr muchos velos antes de poder ver la luz.Muchas veces se plantea esta pregunta debido a no estar dispuestos a encarar las implicaciones de reconocer nuestro estilo central: “si tengo un poquito de todos los nueve estilos, entonces el estilo que más me molesta no es tan potente”.

Si la persona está realmente interesada en dilucidar su estructura de personalidad, le recomendamos la asistencia a un taller vivencial que utilice esta herramienta o trabajarla en terapia.

 

16. Ya conozco mi Eneatipo ¿Ahora qué hago, qué sigue, cómo continúo?Todo lo que funciona tiene tres elementos en perfecto equilibrio”Bien, esta es la pregunta del millón de dólares y cada escuela, terapeuta, tallerista o difusor tendrá sus respectivas indicaciones y propuestas. La respuesta que acá compartimos es sumamente sencilla y consiste en trabajo y equilibrio (o balance), apoyados por una actitud adecuada.Podríamos decir que en gran medida dicho “trabajo” consiste exclusivamente enobservar, sin hacer más nada, es decir más que un hacer, el trabajo consiste en un no-hacer.

La auto-observación objetiva creará dentro de nosotros una instancia que algunos llaman “testigo” u “observador interno”, es decir, alguien que observa lo que sucede sin implicarse y sin juzgar ni culpabilizar lo observado. No juzga ni critica, ni se condena por lo que encuentra, pero tampoco es objeto de auto-indulgencia o de justificarse y echarle la culpa a alguien más, al medio ambiente, al gobierno, etc. Simplemente observa yevalúa o va tomando nota como si se tratase de otra persona. Este “testigo” se genera únicamente con la práctica, con el esfuerzo repetido y constante. Esto es lo que podríamos nombrar como “darse cuenta” o “toma de conciencia”.

Ojalá este ejercicio de darse cuenta podamos hacerlo metiendo un poco de risa y el aspecto lúdico al paseo, disfrutando un poco los paisajes. A fin de cuentas estamos observando la recreación de un papel, de un libreto y asistimos a una re-presentación o puesta en escena. No hay porque tomarse tan en serio, es el mismo ego quien se da tanta auto-importancia. Hay que intentar reírse de uno mismo sin caer en la liviandad. De nueva cuenta, es importante el balance o equilibro: ni muy muy, ni tan tan. El camino es largo, dura toda la vida. No hay motivo entonces para la seriedad excesiva. No existen los “iluminados” en 15 minutos, como tampoco se adquiere nada sin un esfuerzo previo.

Existe un riesgo potencial y es importante conocerlo: en la medida en que uno inicia una vía de desarrollo personal, se corre el riesgo de forzarnos por ser buenos, según ciertos cánones preestablecidos, con la consecuente culpa y castigo cuando no lo conseguimos, además de llenarnos de “deberías”. Podemos, al intentar crecer, hacernos de un superyo más grande que nos fustigue constantemente. Es por eso que enfatizamos el mantener una “actitud adecuada”

Este tema puede profundizarse bastante en el artículo: La clarificación de la personalidad.

En la medida en que podemos observar nuestros comportamientos recurrentes, hábitos, formas de hablar, de relacionarnos, la forma como nos mostramos a los demás, etc., sin identificarnos con estos patrones, vamos creando un espacio de separación que permitirá más adelante ir cambiando estas reacciones automáticas, por respuestas más acordes a la situación y experiencia del momento.

Es importante mencionar que lo que iremos encontrando en nuestro trabajo de auto-observación y en la medida que profundizamos en nosotros mismos, en muy poco o en nada se va a corresponder con aquello que esperábamos encontrar y habrá cosas que costará trabajo asumir como propias o verlas en su total desnudez.

Con el Eneagrama, en la medida que vamos profundizando en nuestra auto-observación, iremos destapando capas y capas, como si tratase de una cebolla, que nos irán mostrando aspectos cada vez más sutiles y profundos de nosotros y al mismo tiempo iremos limpiando de telarañas el sótano que nos irá mostrando también los innumerables tesoros que mantenía ocultos.

Esta parte de cómo usar el Eneagrama en forma de abrevadero y regresar a él por información cada vez más relevante de uno mismo puede consultarse en el artículo:Darse Cuenta.

Mencionamos brevemente tres aspectos que son necesarios trabajar en concordancia: físico, mental y espiritual.

Para el aspecto físico está la ciencia, que es la que se encarga de ello. Ahí tenemos todo aquello que apoye nuestra salud. No podemos dejar de nombrar que detalles tan “ínfimos” o pequeños y que usualmente pasamos por alto como: dormir bien, comer adecuadamente y manejar un ciclo actividad-reposo adecuado son responsables directos de nuestra calidad y capacidad de energía vital que nos proporciona claridad mental, imprescindible para emprender cualquier trabajo de desarrollo humano y nos evita caer en estados depresivos o apáticos. Muchas veces queremos ir muy aprisa y saltarnos estos aspectos para entrar de lleno a cosas “más elevadas”, pero no por mucho madrugar, amanece más temprano. En este apartado entran la meditación, relajación, danza, bioenergética, masajes, esencias, etc. Todo aquello que nos permita armonizarnos.

Para el aspecto mental está la filosofía y la psicología como parte de ella. Aquí es donde entra el Eneagrama proporcionándonos nuevas entradas de información para sustituir los viejos patrones de conducta y obtener resultados más satisfactorios. Es importante mencionar que si bien es sumamente factible iniciar y sostener un trabajo de auto-estudio también hay momentos o casos en los cuales es conveniente acercarnos a un terapeuta o terapia. El Eneagrama no pretende sustituir la consulta terapéutica cuando se hace necesaria. También recalcamos una vez más la importancia de acercarse al eneagrama dentro del marco de un taller vivencial, que supone una experiencia enteramente distinta a hacerlo sólo mediante la lectura.

Por último tenemos el aspecto transpersonal o espiritual para lo cual está la teología, que es el estudio de las Leyes que rigen el universo y como se manifiesta la divinidad en ellas. Por ello recomendamos el acercarse a una escuela, filosofía o espacio en donde esté presente este aspecto que nos conecta con lo más profundo dentro de nosotros. El desarrollo humano es un trabajo psico-espiritual. No puedo ser espiritual si soy neurótico y todo lo que percibo es solo a través del velo del ego. Tampoco me libero de la neurosis sin el ingrediente espiritual adecuado en calidad y CANTIDAD.

El propósito es conocerse a sí mismo para crecer en consciencia y vivir más libres y sin tantos miedos. Nadie lo ha logrado por un método distinto al de la auto-observación. Es todo un viaje al interior de uno, y el Eneagrama es un mapa increíblemente bueno, pero jamás reemplaza el paisaje que es lo real y al viaje que cada uno de nosotros debe de realizar.

17. ¿Pertenece el Eneagrama de la Personalidad a la corriente de la Nueva Era o New Age?Uno de los objetivos de esta herramienta es que quien la utilice pueda reconocer la verdad sobre sí mismo a través de des-cubrir los velos que ocultan a nuestra verdadera identidad, por medio de una capa de condicionamientos, automatismos y limitantes lastres del pasado.Así pues, tal camino de retorno a un estado más liviano y libre supone un cierto esfuerzo y trabajo sostenido sobre sí mismo y enfrentarse y clarificar las propias mentiras y falsedades de nuestra mascara o ego. De tal forma que este no es un método facilista ni carente de profundidad. No supone un alivio temporal. Ni es una receta mágica o panacea; sino que busca una trascendencia de lo falso y una integración con lo real de cada uno de nosotros.En ese sentido es una herramienta práctica y pragmática de tal forma que no comulga con el pensamiento mágico, mítico o supersticioso.

 

18. ¿El Eneagrama de la Personalidad me aparta de mi fe, religión o creencia?El Eneagrama de la personalidad es una herramienta y como todas las herramientas es por sí misma: Neutra. No es una doctrina ni está alineado con alguna doctrina, religión o dogma. Su propósito es alumbrar aquellos aspectos donde permanecemos atorados la mayoría de las veces para que con conocimiento y de forma consciente podamos desatar esos nudos que nos mantienen prisioneros de nuestras propias trampas e ir sanando nuestras correspondientes fijaciones.
19. No comparto la idea de ser etiquetado o clasificado en una de las nueve etiquetas del Eneagrama.El Eneagrama no va en contravía de la individualidad. No existen 2 seres humanos idénticos sobre el planeta tierra. El Eneagrama bien utilizado mas que pretender encasillarnos o encorsetarnos intenta mostrarnos cuán gravemente nos encontramos ya atrapados, encasillados y encorsetados dentro de una estructura rígida y cómo limitamos nuestras posibilidades y respuestas. Mal utilizado el sistema puede servir para reforzar y justificar nuestros sesgos, armar un nuevo sistema de estereotipos, o pretender que el sistema nos cambie sin realizar ningún esfuerzo por parte nuestra.

“Recuerde que el Eneagrama es un medio para un fin, no un fin en sí mismo; un piso, no un techo. El estudio del Eneagrama, debe llevarlo a usted, en últimas, a que se sienta más como un individuo, nunca menos. Si el sistema trabaja por usted – si le es útil y le permite una vida mejor- entonces es algo que vale la pena; si le funciona de otro modo, siéntase libre para desecharlo.”Tom Condon – The Dynamic Enneagram

 http://www.personarte.com/personalidadyesencia.htm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s